Loading...

julio 07, 2010

PASAJE A LA CUARTA DIMENSION

Autora Graciela Flain


El pasaje a la cuarta dimensión, o sea el vuelco dimensional va a ser un viaje de placer o algo parecido al tren fantasma que, aparte de salir asustados, vamos a sufrir mucho Estamos cansados de escuchar profecías catastróficas. El mundo está yendo hacia un cambio. Vemos que a través de las épocas, los grandes avatares o iluminados han dado pistas de lo que ocurriría en este tiempo. El problema es que las personas que se guiaban por las profecías, siempre decían que esto pasaría la semana siguiente. Cuando en realidad se estaba hablando de algo que iba a ocurrir después del año dos mil.
La Tierra y los planetas del sistema solar van desde la tercera dimensión a pasar a la cuarta dimensión. Esto que aparentemente era muy difícil de ver, porque se leía en la Biblia que Jesús decía: “Aquellos días si no se acortaran a razón de lo justos, ninguna carne se salvaría”. Uno dice, ¿cómo se va a acortar el tiempo? Sí... Porque el espacio-tiempo tiene que ver cómo está graduada la tercera dimensión A partir de Mayo del año 2000, una energía de cuarta dimensión alteró la carga electromagnética de la Tierra. Lo que se conoce como la resonancia Schumann, información de la cual está a disposición en todas las bibliotecas públicas y sitios de Internet.La resonancia Schumann es la carga electromagnética de la Tierra que tiene una pulsación. Hasta el año 2000 esa medida era 7. Esto se puede medir científicamente. A partir del 2000 hasta ahora ya estamos cerca de 12. Al aumentarse esta pulsación de carga electromagnética, se afectó el tiempo lineal. Después de aquellos fuegos artificiales del año 2000 hasta ahora, el tiempo voló. El día no nos alcanza para hacer todo lo que queremos hacer. Antes esperábamos que llegue Navidad. Ahora Navidad nos pasa por encima El tema de la resonancia Schumann, que es la carga electromagnética de la Tierra fue ocultado por los gobiernos de Estados Unidos y de Gran Bretaña hasta hace muy poco.
El otro problema que existe cuando venga el cambio dimensional y esto ocurre en todos los planetas de la galaxia, es que se alteran los campos magnéticos de la Tierra. Desde hace dos mil años se comenzaron a debilitar cada vez más los campos magnéticos. La estabilidad mental y la memoria radican en los campos magnéticos que es lo que sostiene nuestra memoria y nuestra cordura.
¿QUÉ PASA EN LA TIERRA CUANDO EL CAMPO ELECTROMAGNÉTICO SE ALTERA?
En el planeta todos los seres vivos se ven afectados pues se altera la forma de pensar. Las personas nos volvemos agresivas, temerosas. Los pájaros que siguen los campos magnéticos con sus migraciones se equivocan de lugar y las ballenas encallan en cualquier parte. Leyendo los signos de los tiempos vemos que esto no ocurría un siglo o cincuenta años atrás… ocurre ahora. Esto trae un cambio tremendo en el planeta. A esto tenemos dos formas de encararlo: Ya sea tomando conciencia de que somos seres espirituales viviendo una experiencia terrenal o lo que ello implica. Si somos seres espirituales que estamos viviendo una experiencia terrenal, tenemos que trabajar integrándonos armoniosamente con la naturaleza. Llámese aire, tierra, fuego y agua. Podrán lanzar sobre un país un montón de bombas y van a conseguir destruirlo, pero no podrán parar la fuerza de la naturaleza. La única forma de parar la fuerza de la naturaleza es mediante la tecnología infinita
¿QUÉ QUIERE DECIR ESTO?
Que tenemos que cambiar todos nuestros paradigmas y entender que no somos nada separados como nos hacen creer. Sino que formamos parte de una Unidad Divina o Cósmica. Los que son religiosos saben que en un pasaje bíblico Jesús cuando paró la tormenta y le preguntaban si no tenían miedo les decía: “No, simplemente paro la tormenta reprimiendo la tempestad” ¿Eso qué quiere decir? Que le ordenó al viento y al agua que se calmaran En este mundo todo tiene conciencia. La física cuántica lo ha demostrado. El observador es parte del fenómeno. Si tomamos parte en el fenómeno y establecemos una relación con los diversos elementos o sea con el agua, el fuego, la tierra y el aire por ejemplo, tenemos la oportunidad de hacer que ellos nos acepten liderar como seres superiores. Y pedirles amorosamente su colaboración. O sea... somos el agua, somos la tierra, somos el aire y también somos el fuego. Por consiguiente debemos comenzar una inmediata armonización con estos cuatro elementos.
¿CÓMO PODEMOS COMUNICARNOS CON LOS ELEMENTOS?
Primeramente debemos reconocerlos y comunicarnos mentalmente con cada elemento. Eso hará que nuestro microcosmo o sea nuestro cuerpo físico traiga la salud total. Y que no nos den ninguna píldora o ningún método raro sacado de algún laboratorio científico. Cuando hablamos del fuego nos tenemos que comunicar con las salamandras. Con el agua pasa lo mismo, tenemos que comunicarnos con las ondinas Con la Tierra con los Gnomos. Y con el aire con los silfos y las sílfides Si comenzamos a tener una relación personal con cada elemento, podremos detener a un huracán, un terremoto o un maremoto. Esta es la tecnología de luz. A medida que se van debilitando los campos magnéticos de la Tierra, la vida se vuelve cada vez más peligrosa. Ya comenzaron a ocurrir y seguirán ocurriendo terremotos más frecuentemente. Si una pequeña masa crítica de la población realiza una relación personal con los elementos se podrá detener una catástrofe en nuestra propia ciudad. Recordemos cómo y qué sucedió en Sodoma y Gomorra por no existir un desarrollo espiritual. Pero cuando en una ciudad hay gente que tiene un desarrollo espiritual, la ciudad se salva.
Cuando desarrollamos la parte espiritual y perfeccionamos nuestro vehículo humano o electromagnético, el campo Merkaba, un solo individuo tiene el poder de salvar a 15.000 personas. O sea que si en el planeta hubiéramos medio millón de personas actuando al unísono, el mundo cambiaría. Es muy importante desarrollarnos personalmente para evolucionar y conscientizarnos. Es importantísimo trabajar con nuestros centros energéticos o chakras para enfocar la vida desde el corazón hacia arriba. La humanidad se divide en primero, segundo, tercero y cuarto niveles por un lado y quinto, sexto y séptimo por otro.
El corazón no es sólo un chakra cardíaco como nos enseñaron. Tratemos de comprender, conocer las Leyes Divinas y entonces no solamente tendremos fe, sino que tendremos confianza.
Normalmente comenzamos con la superstición, seguimos con las creencias, luego con la fe hasta seguir con la confianza. Logramos la confianza cuando conocemos cómo funcionan las Leyes Divinas y después la ponemos en práctica, lo cual conlleva un desarrollo.
Debemos averiguar cómo debe ser nuestra vida física, emocional y mental y como movernos energéticamente para desarrollarla. Si leemos mucha literatura espiritual y no la ejercitamos nos convertiremos en loros intelectuales manejándonos como autómatas sociales. Lo aprendido se debe desarrollar, experimentar y cada uno de nosotros veremos con distintos matices, pero siempre serán bastante aproximados. Hay que ser tolerantes, no dar nada por sentado y comenzar de nuevo. El momento que estamos viviendo es crítico. El pasaje dimensional será entre el 21 de diciembre del año 2012 y febrero del 2013. Comenzaremos a ver el agravamiento de todo lo que ya estamos viendo. Habrá más tormentas, terremotos, guerras y agresiones.
Se está separando la paja del trigo. Se ven cada vez más personas honestas por un lado y por el otro, más delincuentes de guante blanco. Todo se sabrá en el momento y entonces no sabremos dónde estaremos parados. Lo primero que debemos desterrar es el miedo. Si conocemos todo lo que va a pasar y ejercitamos la relación directa con los cuatro elementos como expresamos antes, seremos capaces de mandarlos fuera y dentro de nuestro cuerpo.
A medida que nuestro campo electromagnético se vaya fortaleciendo, no solamente tendremos más armas para corregir “problemas” sino que NO VAMOS A TENER “PROBLEMAS”. Seremos prácticamente indestructibles. Todo esto es un desarrollo y hay que tomar las medidas del caso. A medida que va pasando el tiempo aquí en la Tierra y en todos los planetas de la Galaxia, esto se irá agravando porque los campos electromagnéticos se van poniendo cada vez más erráticos. Cada año se viene incrementando colectiva e individualmente. A medida que la energía de cuarta dimensión vaya ínter penetrando en nuestro planeta, lo que pensemos ocurrirá más rápido. Lo bueno y lo malo. Si pensamos en catástrofe cerca de nosotros, la vamos a provocar. Tenemos que cuidar el pensamiento pues todo se irá agravando cada vez más hasta que se va a llegar a un período crítico desde tres meses a dos años donde todo será gravísimo. Recordemos que se empeora para nosotros si nosotros queremos. Recordemos el Salmo 91 que dice: “Caerán mil y diez mil a tu diestra pero a ti no te pasará nada”. Quiere decir que si seguimos las leyes universales y actuamos en consecuencia, saldremos indemnes. Los gobiernos terrenales querrán arreglar todo con los militares. Y los militares van a estar tan alterados por los campos magnéticos, como nosotros. Entonces sí entraremos en el cambio dimensional. De manera que tenemos que trabajar desde este momento que usted lea esto.
Así lo recomiendan las profecías Mayas, los contactados que reciben mensajes telepáticos y las fuentes que inspirados desde lo Alto, comparten su verdad. No solamente estas fuentes son capaces de mantenernos informados, sino que la humanidad misma está despertando conciencia y recibiendo por intuición, el mensaje desde el corazón puro y abierto, de una necesidad de mejorar, de cambiar, de hacer algo mejor por el planeta. Entonces vamos a evitar todas esas catástrofes que están ocurriendo en muchas partes del planeta, haciendo que muchas personas sigan el ejemplo que nosotros le demos, en una forma feliz y sin dificultad. Pero será grave aún si no utilizamos estas herramientas espirituales. Si usamos la tecnología de luz para nosotros no habrá problema y cada vez tendremos mayores facultades y nuestro entorno será cada vez mejor. A partir de ahora nuestra forma de trabajar será otra porque sino hay que repetir un curso.
El problema es que lo que pensemos en cuarta dimensión, lo provocamos. Por eso Jesús decía: “Muchos son los llamados, pocos los escogidos” Porque cuando se abra la ventana a la cuarta dimensión posiblemente pasarán todos los que estemos vivos pero luego hay que ver quién puede sobrevivir. Si nos vamos de la tercera a la cuarta dimensión con nuestros miedos, rencores y con nuestras pequeñeces mentales y espirituales lo que vamos a conseguir es provocarlo.
Hay gente que maldice el agua, la lluvia, y no se da cuenta que al agua la tiene dentro del cuerpo. La vida no llega a nosotros sino que nosotros llegamos a la vida. Si cambiamos esta forma de pensar el tiempo no tendrá poder sobre nosotros. Cambiemos la forma de pensar. No sigamos a la mayoría porque lamentablemente no es un ejemplo a seguir. Utilicemos la llama violeta, pensemos en positivo. Cuando veamos una tormenta y donde estemos, hagamos comunicación con el viento y detengámoslo. Hagamos como hizo Jesús... Reprendamos la tempestad. Lo mismo con el agua, con el fuego, con los terremotos y con todos los elementos y elementales. Esto enseñémosle a los demás. Una cosa por ser simple y clara no es menos efectiva.
Recordemos que saber es muy fácil, más hay que entenderlo,
desarrollarlo, practicarlo y experimentarlo.

Con la inteción de facilitar a los lectores la búsque da información acerca de la RESONANCIA SHUMMAN, a continuación se facilita algunos enlaces de utilidad:

http://www.bibliotecapleyades.net/esp_ondas_shumman_1.htm

http://observatoriodelaprofecia.blogspot.com/2009/06/resonancia-schumann-y-cambios-en-el.html

http://www.google.es/#q=resonancia+schumann&hl=es&prmd=v&source=univ&tbs=vid:1&tbo=u&ei=fOY0TOqdK9GdOOmrzNgB&sa=X&oi=video_result_group&ct=title&resnum=4&ved=0CDoQqwQwAw&fp=ce5b3a4b98066474
NAMASTE,

Mirian Gutiérrez Medina